La importancia de la comunidad

Publicado por Lorena en

Vivimos en la era de Internet y las conexiones globales, donde podemos comunicarnos cuando, donde y con quien queramos. Además, cada vez somos más humanos en este planeta, las últimas cifras nos dicen que en torno a 7.300 millones.

Sin embargo, un dato curioso. Una de cada tres personas en los países occidentales se siente sola. Resulta que estamos ante una epidemia de soledad a nivel mundial. El siglo XXI es a partes iguales el siglo de la hiperconexión y la soledad.

¿Cómo puede ser esto posible? Parece de locos que te esté diciendo que tienes conexión en todo momento con quien tu quieras y sin embargo, haya millones de personas que se sientan solas. ¿Qué nos sucede si cada vez estamos más conectados con cualquier persona? ¿Por qué tenemos esa sensación de soledad?

Cómo sabrás, el ser humano es un animal social. Necesita de sus iguales para poder sobrevivir. Pero sobrevivir no es lo mismo que vivir una vida plena, como ya te he hablado en este otro post.

Si en tu caso, consideras que te sientes solo a menudo, y además quieres disfrutar de una vida plena, hoy te voy a contar cuál es desde mi punto de vista la forma más interesante de conseguirlo. Y lo digo por experiencia propia, como siempre que te cuento algo.

En mi opinión la clave está en formar parte de una comunidad. Como ya te dije, el ser humano es un animal social, pero no solo es eso. Es un animal que además, necesita vivir en comunidad. Necesita tener una razón de ser dentro de una comunidad de semejantes.

No basta con estar rodeado de personas pasa sentirse acompañado. Y tampoco basta con hablar o establecer relaciones con personas aisladas (como nos demuestran las relaciones en red). Lo que necesita el ser humano por tanto, es formar parte de una comunidad.

Sin embargo, no se en tu caso, pero en el mío, vivo en una comunidad de vecinos. Vivo rodeada por 54 vecinos, y no conozco a la mayoría. Nos cruzamos en el ascensor y apenas intercambiamos unas pocas palabras.

Resulta complicado muchas veces mantener una relación con personas que ves una vez al mes. Muchos trabajan 10 o 12 horas al día, y apenas tienen tiempo para hacer nada fuera de su rutina, van «con el piloto automático encendido». Y de esta manera, claro está, seguimos sintiéndonos solos, aunque vivamos en una comunidad de vecinos.

Entonces me dirás…si en una comunidad de vecinos no satisfacemos nuestra necesidad de contacto social, y nos seguimos sintiendo solos. ¿Cuál es la alternativa? ¿De qué tipo de comunidad te refieres entonces? Te lo explico.

Una comunidad de verdad

Una comunidad es un conjunto de personas que se organizan para mantener esa comunidad en el tiempo, aplicando una serie de reglas comunes para crear relaciones de ganar-ganar. Relaciones en las que todos se vean beneficiados.

Algo importante del concepto de comunidad es que son personas con intereses comunes. Es decir, la comunidad se organiza con unos intereses que tienen en común todos y cada uno de los miembros de dicha comunidad. Y aquí es donde reside «el quid de la cuestión».

Si hay unos intereses definidos, hay unos objetivos que se van a crear en base a esos intereses. Objetivos que toda la comunidad va a querer conseguir. Y aquí es donde comienza la magia.

Si hay unos objetivos que se quieren lograr, todos y cada uno de los miembros de esa comunidad buscarán que esos objetivos se hagan realidad. Y colaborarán en su consecución.

Por tanto, una persona que forme parte de esa comunidad, se sentirá realizada, no solo porque esté logrando un objetivo que forma parte de sus intereses, sino porque a su alrededor habrá otras personas que colaboren y se alegren de conseguir ese objetivo. Porque será un objetivo de toda la comunidad.

En las comunidades, hay más contacto entre las personas. Se establecen relaciones solidas entre los miembros de la misma. Y aparece la confianza, la comprensión y el sentimiento de pertenencia.

Y aquí es donde viene lo más interesante, el sentimiento de soledad desaparece. Ya tenemos una razón de ser dentro de la comunidad, conseguir esos objetivos de la mejor manera que cada uno sabe.

Estamos tan poco acostumbrados a trabajar en comunidad, que el solo hecho de pensar en esto, nos crea rechazo. Por desconocimiento, por miedo. Me gustaría que le dieras una oportunidad a esto que te estoy contando. Te cuento algo sobre mi experiencia para que así sea.

LLevo un tiempo buscando comunidades de personas afines a mis intereses. En el paso por varias de ellas, me he dado cuenta que hay muchas personas que opinan como yo y que me entienden. Personas que quieren crear proyectos de vida afines a mi visión de vida. Personas que me hacen sentir como en casa, y que me hacen cada día sentirme un poquito menos sola. Yo les doy amor, y ellas me corresponden. Con confianza.

Confía en el ser humano, confía en la comunidad

Y es que nos cuesta mucho confiar en otras personas. ¿No es cierto? Tenemos miles de miedos, vivimos en la sociedad del pánico a todo. Me robarán la casa… me robarán el coche…me quitarán el dinero… Muchas personas han perdido la fe en otros seres humanos. ¿Es tu caso?

Pienso que esto es el resultado de muchos años de vivir fuera de una verdadera comunidad. Nos sentimos solos, con poca confianza en nosotros mismos, pensando que no podemos hacer nada para cambiar las cosas y que no se puede confiar en nadie. Yo estuve en tu lugar hace tiempo, y como ya te dije, buscar una comunidad afín a mis intereses y colaborar con ella me ha devuelto la fe en el ser humano.

Confío en el ser humano y confío en la vida. Confío en mi, confío en las decisiones que tomo, y en la gente de la que conscientemente me rodeo. Te hablo de la confianza en este otro artículo.

Si perdemos la confianza en nosotros mismos, además lo que sucede es que somos fácilmente manipulables, ya que vivimos con miedo constante a todo lo que nos rodea. Y en esta vida, no se trata de sobrevivir, se trata de vivir una vida feliz y plena. Te invito a que comiences a trabajar tu autoconfianza, y la confianza en el ser humano. Piensa en esto, si tu no confías en las personas, ¿por qué otra persona habría de confiar en ti?

Busca una comunidad afín a tus intereses. Y si no la hay, siempre tienes la posibilidad de crear una. La imaginación al poder. Somos muchos en este planeta, créeme, siempre habrá más de una persona que tenga tus mismos intereses y objetivos de vida.

Y si para ti lo importante en la vida es el cuidado de tu salud integral y el respeto hacia la naturaleza, te invito a que formes parte de mi comunidad online de La Semilla Con Amor. Es una comunidad de personas conscientes y amorosas que he creado, en la que comparto información sobre autocuidado y vida sostenible. Es gratis y te llevarás una sorpresa de bienvenida, y para suscribirte solo tienes que pinchar en este enlace.

Y con esto finalizo mi artículo de hoy. Espero que te haya parecido interesante. Déjame un comentario abajo contándome qué te ha parecido. Estaré encantada de leerlo.

Si te ha gustado, compártelo con quien tu creas que le puede interesar. Expande este mensaje para que llegué a más conciencias. Te lo agradezco de corazón.

¡Un fuerte abrazo semilla!

Lore.

Fotografía de rawpixel en Unsplash


2 comentarios

Carmen Yervis · octubre 15, 2019 a las 10:32 am

Come gusta mucho lo publicado! Estoy formando una comunidad hispanohablante en Leipzig y su artículo me ayudó mucho consola planteamientos esenciales!
Gracias

    Lorena · octubre 18, 2019 a las 7:45 am

    Hola Carmen!
    Me alegra que te haya podido ayudar el artículo. Espero que tengas buena suerte con el desarrollo de tu nueva comunidad.
    Un abrazo!
    Lorena.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies